miércoles, 31 de marzo de 2010

ORA, TEN FE Y NO TE PREOCUPES


Ministerio de Música JÉSED
Basado en los escritos de Padre Pío de Pietrelcina

1 comentario:

  1. Como dice el texto de la canción, el maligno nos exaspera y nos desasosiega tantas veces...sobre todo cuando hay que luchar contra injusticias manifiestas y provocaciones de "los hijos de las tinieblas".El gran desafío, entonces, es conservar ese espíritu de paz que viene de Dios a la vez que se lucha contra el mal; renunciar a tomar como medida el "que dirán" humano, y permanecer sereno en el combate. Pero con esa serenidad que sólo puede venir de Dios. Es una gracia muy necesaria.

    ResponderEliminar